A veces los animales nos sorprenden, conmueven, y enseñan lecciones que tenemos olvidadas. Este es el caso de la historia de estas dos mascotas abandonadas en las calles de Florida. Una gatita parapléjica de siete meses logró sobrevivir gracias a los tiernos cuidados de su amigo perro. Este, además de cuidarla, la protegía ladrando y gruñendo a cualquiera, persona o animal, que se acercara a la gata.

Idgie y Ruth en su nueva casa

Tras ser recogidos por una protectora de animales permanecieron juntos, ya que el protector perro sufría enormemente cuando se le separaba de su amiga.

Ahora Idgie y Ruth han sido adoptados por una peluquera de Hollywood, que les cuida con todo su cariño.

Vídeo del perro callejero que cuida a la gata parapléjica